Yuri hace fuertes declaraciones sobre su niñez (VIDEOS)

Yuri hace fuertes declaraciones sobre su niñez (VIDEOS)

2021-04-06 / EXTRA / Con información de El Universal

Yuri era apenas una niña cuando, desesperada de ver a sus papás pelearse "como perros y gatos" todo el tiempo, recordó que su padre había guardado una pistola en uno de los cajones de la casa en la que vivían y pensó que sacándola podía hacer que se calmaran, así lo platicó en entrevista con Yordi Rosado.

“Yo recuerdo que estaban ellos gritando en la cocina, yo estaba en el segundo piso y me tapaba los oídos porque no quería escuchar lo que decían. A mi papá un compadre le regaló una pistola, no recuerdo si una automática o un revólver, pero la tenía en uno de los cajones de su ropa interior, yo lo vi de lejitos cuando la metió allí, pero él no vio que yo lo vi.

Y dije, ‘si yo saco la pistola se van a aplacar’, era un pistolón y recuerdo que llegué a la cocina sosteniéndola (apuntando hacia ellos) y les dije “por favor, ya dejen de pelear”.

En ese momento sus padres cayeron en cuenta de lo que estaban provocando en sus hijos, pues aquello pudo terminar en tragedia, ya que la pistola estaba cargada. Desafortunadamente, eso no derivó en el divorcio de sus padres, que era algo que ella considera, hubiera sido la mejor opción para ambos.

Aunque Yuri es consejera matrimonial y es cristiana, sabe reconocer muy bien que no todos los matrimonios pueden estar juntos.

“Cuando ya no se lleven, mejor sepárense, yo a veces no estoy de acuerdo con la separación, hay que luchar, pero sí definitivamente cuando ya hay golpes, cosas fuertes, sepárense, porque le hacen mucho daño a los hijos, nos hacen mucho daño”.

En el caso de su familia, siempre había gritos, volaban hasta las cazuelas, su padre tenía muchos amoríos y su madre muchas veces lo cachó.

“Hubo una vez que yo tuve que ir con una doctora para sanidad interior porque era como un traumita que yo tenía de niña”, contó a Yordi.

Durante la entrevista transmitida en el canal de youtube de Yordi, la cantante, con su sentido del humor y apertura, narró no sólo esta historia, sino cómo aún siendo una niña, viajó con su madre a la Ciudad de México buscando que ella triunfara como cantantante, pero desafortunadamente los primeros meses fueron horribles, pues como su papá no estaban de acuerdo con que se fueran, no tenían ni un peso. Por ello, comían sólo una vez al día e iban al supermercado a robar comida para poder subsistir.

“Un día me desmayé con Chabelo porque tenía tercer grado de anemia, y mi mamá me dijo que no dijera nada, pero yo le conté que comía una vez al día y Chabelo nos dio dinero para que fuéramos a comer, vivíamos en el hotel San Diego, muy cerca de la XEW, mi mamá a veces vendía cosas, a veces vendía periódico, a veces iba a robar al súper”, contó.

Aunque sacó un primer disco, no le fue bien, sino hasta que sacó el sencillo “Esperanza”, que dijo, fue su primer hit.

 

115

Compartir esta nota
Búsqueda
Registrese
Reciba noticias diaras en su correo!
Facebook